Qué harían asesores financieros con 5.000 o 30.000 euros en 2024

2024 presenta nuevas oportunidades de inversión, pero los asesores financieros no recomiendan grandes cambios para las carteras de inversión que se actualicen año a año.

Lo que es más importante en 2024 —que también lo fue en 2023— es mantener liquidez (dinero disponible) para las oportunidades que puedan surgir en los mercados o para afrontar la tan anunciada recesión o desaceleración económica. Luego, se pueden encontrar oportunidades en renta variable y en renta fija (siempre que los tipos o sigan subiendo o se mantengan altos).

En lo que a los diferentes productos de inversión se refiere, los asesores no creen que vaya a haber cambios a nivel fiscal que vayan a hacer este año que alguno de ellos deje de ser el favorito de los españoles —pero no será necesariamente en el mismo orden de siempre—.

Esto es lo que harían cuatro asesores financieros con una cartera de inversión de 5.000 euros a 30.000 euros ahora mismo y en lo que viene en 2024.

Qué hacer con 5.000 euros: «Empezar con aportaciones periódicas»

«Lo primero, sería dirigirse a un asesor financiero de confianza, porque no se puede hablar de recomendaciones si no van asociadas a un perfil de riesgo y a unas circunstancias personales», advierte Pilar Barcelona, delegada Territorial del Comité de Servicios a Asociados de EFPA España en Aragón.

«Para empezar a invertir, lo más interesante siempre es hacerlo de forma periódica. Invertir una cantidad al mes, aportando a un producto diversificado globalmente, que podría ser un fondo de inversión, por ejemplo, que me permite un ahorro de costes y una diversificación adecuada«, sugiere.

«Para un perfil equilibrado, podríamos mantener entre un 40% y un 60% de inversión en bolsa o renta variable con exposición global, a través preferiblemente de fondos de inversión o ETF, que van a permitir una mejor diversificación. El porcentaje restante estaría en renta fija global, minimizando exposición a riesgo divisa, preferiblemente también a través de fondos de inversión», concluye.

Cómo invertir 10.000 euros: «Construir una cartera equilibrada y balanceada, como la cartera permanente de Harry Browne»

«Lejos de poder hacer una recomendación por falta de información más específica y concreta del caso —como según sus objetivos y metas financieras o su perfil de riesgo—, sugeriría construir una cartera de inversiones que esté equilibrada y correctamente balanceada«, apunta Elizabeth Wakefield, asesora financiero independiente.

«Luego, invertir también en activos que estés descorrelacionados. Por ejemplo, la renta variable y el oro no se suelen comportar de forma paralela debido a que tienen comportamientos diferentes dependiendo de la situación económica que estemos viviendo».

«En estos casos, soy partidaria de la Cartera Permanente ilustrada por Harry Browne. Esta cartera permanente es una estrategia de inversión diseñada para ser simple y resistente a diferentes condiciones económicas», apunta Wakefield.

«Se compone de cuatro clases de activos principales: un 25% de oro para la protección contra la inflación y preservación de valor a largo plazo; otro 25% en bonos de Estado a largo plazo para proporcionar estabilidad, acciones en un 25% para crecimiento a largo plazo y, finalmente, en un 25% en liquidez para aprovechar oportunidades y como protección en tiempos de crisis».

«No obstante, siempre recomiendo ajustar la tipología de inversión a los objetivos y metas financieras de cada persona, así como el perfil de riesgo específico y determinado para cada inversor».

Dónde invertir 20.000 euros: «Del colchón de seguridad a los fondos indexados»

«No hay ningún cambio fiscal claro, que vaya a hacer que de repente un producto que no estaba beneficiado fiscalmente lo vaya a estar, ni al revés. Así que, igual que el año pasado, te diría que lo primero es el colchón de seguridad», confirma Unai Ansejo, cofundador y CEO de Indexa Capital.

«Se puede tener el colchón en la cuenta corriente, pero tiene la posibilidad de invertirlo en un fondo monetario que está más diversificado y, además, tiene la ventaja de que no tienes que negociar con el banco para que te pague el depósito. Todas las subidas de tipos se recogen en el precio. Ahora, neto de comisiones, está en el 3,65% y es líquido«, añade.

«Después, tiene las rentas del trabajo, en territorio común puede invertir hasta 1.500 euros que, mientas no necesite liquidez, puede ponerlos en planes de pensiones para rebajar la factura fiscal. Si es autónomo, puede invertir 4.250 euros adicionales en un plan de autónomos. O hasta 10.000 euros en planes de empleo para empresas», especifica.

«Y luego, si tienes más capacidad de ahorro, puede invertir en algo que sea diversificado y de bajo coste, como los fondos indexados u otros productos similares», concluye Ansejo.

En qué invertir 30.000 euros ahora mismo: «Una ponderación, teniendo siempre liquidez para aprovechar oportunidades»

«Si yo tuviera que hacer una cartera, lo que haría es una ponderación con un poco de liquidez«, ejemplifica Jordi Bellobí, socio de RSM y responsable del área de Servicios de Asesoría Financiera de la firma.

«En estos contextos, la liquidez es imprescindible para aprovechar alguna oportunidad que el mercado pueda presentar», añade.

«Luego, tendría un poco de renta variable europea —incluyendo acciones de empresas españolas, por supuesto—; un poco de algún bono corporativo de calidad y quizás algo de deuda pública muy, muy, muy seleccionada y muy a corto plazo. Esta es la cartera que llevaría para 2024″, defiende.

Kamila Barca

Deja una respuesta